Enfermedad de Parkinson: cómo las células madre podrían ayudar a reparar el cerebro

Enfermedad de Parkinson:

cómo las células madre podrían ayudar a reparar el cerebro

 

 

La enfermedad de Parkinson es un tipo de trastorno del movimiento. Esta enfermedad ocurre cuando las células nerviosas, es decir las neuronas, no producen suficiente cantidad de una sustancia química importante en el cerebro conocida como dopamina. Algunos casos son genéticos pero la mayoría de ellos parece ser que no se dan entre miembros de la misma familia.

Una nueva investigación que empezó en 2019 está explorando el potencial de la terapia con células madre para reemplazar las células neuronales dañadas, y parecen brindar mejores resultados, dijeron los autores de la investigación.

La enfermedad de Parkinson afecta a alrededor de medio millón de personas en los Estados Unidos y se espera que este número aumente a medida que la población envejece. Los Institutos Nacionales de Salud (NIH, por sus siglas en inglés) estiman que alrededor de 50,000 personas son diagnosticadas por un médico cada año.

Los Institutos Nacionales de Salud de EE. UU. advierten que hasta que los científicos desarrollen nuevos y mejores tratamientos, la incidencia de enfermedades neurodegenerativas no hará nada más que aumentar. Actualmente, la terapia más común utiliza el fármaco levodopa para estimular la producción de dopamina en ciertas neuronas involucradas en las habilidades motoras.

Sin embargo, la levodopa tiene muchos efectos secundarios, que van desde físicos hasta psicológicos. Además, los beneficios a largo plazo de estos fármacos moduladores de la dopamina son limitados.

Por lo tanto, los científicos necesitan desarrollar estrategias más efectivas para reparar el daño cerebral causado por la enfermedad. Un nuevo estudio, que ahora aparece en un suplemento especial del Journal of Parkinson’s Disease, está examinando el potencial de la terapia con células madre para tratar esta enfermedad neurodegenerativa.

La Dra. Claire Henchcliffe, del Departamento de Neurología del Weill Cornell Medical College en Nueva York, fue coautora del estudio con la profesora Malin Parmar de un grupo de investigación llamado Estudio multidisciplinario de enfoque de enfermedades.

«Necesitamos mejorar desesperadamente la manera de ayudar a las personas con la enfermedad de Parkinson», dijeron los investigadores. “Está creciendo en todo el mundo, y actualmente no tiene cura, solo tratamos problemas de coordinación y movimiento. ‘

Algunos de los desafíos con la terapia con células madre:

En su revisión, el Dr. Henchcliffe y el Prof. Parmar están trabajando en el desarrollo de la terapia con células madre y su uso en la enfermedad de Parkinson para reemplazar las células nerviosas dañadas.

«Si tiene éxito, el uso de células madre como fuente de neuronas productoras de dopamina trasplantadas podría revolucionar la atención de los pacientes de Parkinson en el futuro», dijeron. «Un solo procedimiento podría proporcionar un trasplante de por vida, reduciendo o evitando por completo la necesidad del fármaco utilizado en la actualidad», dijeron los autores.

Hace más de tres años, el trabajo pionero de investigación de trasplante de células madre en el tratamiento de la enfermedad de Parkinson utilizó «células fetales extraídas del cerebro medio de un embrión abortado».

Sin embargo, existen muchas preocupaciones éticas con este procedimiento, así como también muchos efectos secundarios. Estos incluyen rechazo y movimientos involuntarios conocidos como discinesias.

Los avances recientes en la tecnología de células madre significan que los materiales para los que se generan las células madre son variados y diversos. Por ejemplo, los científicos pueden usar su propia piel para recolectar células pluripotentes y reprogramarlas directamente en células nerviosas.

Estas células también se pueden reprogramar directamente en el cerebro mediante la inyección de genes modificados en el lugar de las células de la piel humana. Los científicos también pudieron extraer células madre de su propia sangre.

«Estamos entrando en una era muy emocionante de terapia con células madre», dijo el profesor Parmar. «Se está probando la primera generación de células, y los nuevos avances en biología e ingeniería genética prometen crear mejores terapias con este tipo de células en el futuro». Como dijo el Dr. Henchcliffe, “En este momento estamos hablando del primer paso lógico hacia el uso de la terapia celular para [la enfermedad de Parkinson].

«Más importante aún, podría abrir el camino para que la ingeniería celular brinde mejores terapias para solucionar problemas motores y pérdida de memoria» dijo la Dra. Claire Hinchcliffe.

El profesor Parmar continuó: «Todavía queda un largo camino por recorrer, y sobre todo para demostrar la eficacia de las terapias de reparación basadas en células madre. “Pero los tremendos avances tecnológicos de los últimos años han facilitado la especulación de que el reemplazo de células puede desempeñar un papel cada vez más importante en el alivio de los síntomas del sistema motor”, concluye.

Fuente: https://bit.ly/3GQ5gyI 

Compartir en redes sociales

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

Descarga nuestro último artículo

La guía del embarazo